Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Blog

Burnout: ¿Cómo evitar el agotamiento?

El burnout o agotamiento es una enfermedad que puede afectar a cualquier persona, independientemente de su puesto, lugar de trabajo o edad. Ante los rápidos cambios en el mercado laboral, el aumento de la competencia y el ritmo de vida, la intensidad de este fenómeno crece a un ritmo alarmante.

En este artículo hablaremos sobre qué es el agotamiento y cómo se manifiesta. Además, nos centraremos en cómo prevenir la enfermedad y cómo tratarla.

Burnout: causas y prevención

Según los investigadores AM Pines y E. Aronson, el agotamiento es un estado de agotamiento físico, emocional y mental causado por una participación prolongada en situaciones emocionalmente estresantes.

Por lo tanto, se puede concluir que el síndrome de burnout es el resultado del estrés prolongado, el exceso de trabajo y el choque con situaciones que transgreden nuestras fronteras.

Cabe destacar que este fenómeno se aplica especialmente a las personas cuyas profesiones están relacionadas con ayudar a otras personas y/o requieren una fuerte implicación emocional y responsabilidad.

Prevención del agotamiento

Difundir conocimientos sobre cómo contrarrestar el agotamiento parece ser una necesidad cada vez más apremiante. Cuanto más sepan los empleadores y los empleados sobre este manual, más personas se salvarán de la enfermedad que deja una fuerte huella en la salud y la psique.

Mantener el equilibrio entre la vida privada y la profesional

Esta indicación puede parecer una perogrullada, pero es la base de la salud mental. La dedicación ilimitada al trabajo y el descuido de las relaciones privadas y el descanso, en una traducción simple, dará como resultado problemas de sueño, bajo estado de ánimo, aumento de la irritabilidad, sensación de ansiedad y síntomas somáticos, característicos del agotamiento.

Una buena forma de mantener el equilibrio entre la vida laboral y personal es desarrollar tu pasión no laboral, preferiblemente en compañía de familiares o amigos.

Reconocimiento de los propios límites, asertividad

Los enfrentamientos frecuentes con clientes difíciles, la atmósfera insalubre en el trabajo o el mobbing son fenómenos que deterioran efectivamente la capacidad de trabajar con eficacia y la capacidad de obtener satisfacción de ello.

La capacidad de reconocer tus propias necesidades, límites y asertividad es muy importante en este punto. Si algunas tareas son demasiado para ti, es bueno comunicarlo y buscar ayuda. También ante otras dificultades, vale la pena pedirlo.

Será útil la capacitación para trabajar con un cliente difícil, una reunión con un psicólogo y, en el caso de mobbing permanente, cambiar el lugar de trabajo.

Cuidar de tu bienestar

Hacer deporte, una dieta saludable, cuidar las relaciones familiares y tus pasiones te ayudarán a mantener una sana distancia al trabajo, cuidar tu bienestar y desarrollar una mayor resistencia al estrés.

Reconocer las señales que envía nuestro cuerpo y reaccionar adecuadamente

Sensaciones de fatiga crónica, problemas digestivos y problemas para dormir son los primeros síntomas que no se pueden ignorar. Cuanto antes acudamos a un especialista, mejor podremos lidiar con las secuelas del agotamiento.

Etapas del desgaste laboral

¿Cuáles son las diferentes fases del desgaste profesional?

  1. Agotamiento emocional. En esta etapa, podemos observar fatiga crónica y una sensación de estar completamente agotado por el trabajo.
  2. Despersonalización y cinismo. Se manifiesta en el distanciamiento de los compañeros y conflictos frecuentes.
  3. Baja autoestima, estado de ánimo deprimido. En esta fase, nuestros pensamientos están fuertemente distorsionados. Nos percibimos negativamente a nosotros mismos, a nuestros propios logros, perdemos la esperanza y la energía para funcionar normalmente.

Burnout: ¿cómo tratarlo?

¿Cómo superar el agotamiento? Si los síntomas no son muy severos y han aparecido hace relativamente poco tiempo, vale la pena considerar tu estilo de vida y hacer los cambios apropiados. Más actividad física, redirigir más la atención a las relaciones familiares y un descanso más frecuente sin duda tendrán un efecto positivo en el estado general.

En el caso de síntomas más molestos, lo mejor es recurrir a los servicios de un psicoterapeuta. En el proceso de la terapia podremos aprender a lidiar con el estrés, la asertividad, la gestión del tiempo y el control emocional. Trabajar en ti mismo también te ayudará a tener una visión más realista del trabajo que estás haciendo.

Si los síntomas son muy fuertes, aparecen episodios depresivos, estados de ansiedad, anhedonia o una total falta de motivación para cubrir las necesidades básicas, puede ser necesario visitar a un psiquiatra e iniciar, además de psicoterapia, tratamiento farmacológico.

Resumen

Conocer los principios para contrarrestar el burnout puede protegernos de una enfermedad compleja que muchas veces es difícil de reconocer en las primeras etapas. Es importante reflexionar sobre nuestros valores y prioridades en el trabajo, y tratar de cambiar tareas u horarios de trabajo.

También es importante cuidar el propio bienestar, la familia y las relaciones de amistad. Sin embargo, si nota síntomas de agotamiento, debe buscar inmediatamente la ayuda de un especialista: terapeuta y / o psiquiatra.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba